Mortuux

Diario de un estudiante geek. Informática, tecnología, programación, redes, sistemas operativos, bases de datos…

Arquitectura del microprocesador: Buses (IV)


Arquitectura del microprocesador: La unidad de control (I)

Arquitectura del microprocesador: Unidad aritmético-lógica (II)

Arquitectura del microprocesador: El banco de registros (III)

Arquitectura del microprocesador: Buses (IV)

Para construir un sistema informático, ya sea un ordenador o cualquier otro tipo de equipo, además del microprocesador se precisan otros elementos de apoyo que faciliten el almacenamiento temporal de la información y la comunicación con el exterior.

El bus de datos está formado por una serie de líneas, físicamente salen del microprocesador en forma de patillas/pines que se conectan sobre un zócalo en una laca de circuito impreso, por las que se transmiten en paralelo un número determinado de bits, tantos como líneas existan. Al número de esas líneas a lo que se denomina ancho del bus que, por regla general, coincide con la capacidad del acumulador y una parte de los registros de propósito general. El bus de datos es bidireccional, de forma que permite tanto enviar datos desde el microprocesador hacia el exterior como a la inversa.

Mediante el bus de direcciones el microprocesador selecciona la posición de memoria en la que va a escribirse o de la que se quiere leer. También sirve para seleccionar dispositivos de E/S en caso de que éstos tengan asociado un espacio de entrada/salida en la memoria. A diferencia del bus de datos, el de direcciones es unidireccional. El número de líneas que lo forman determina el ancho del bus de direcciones que, a su vez, fijará el número máximo de direcciones que es posible componer y, en consecuencia, el límite de memoria al que puede accederse de manera directa.

Tanto el bus de datos como el de direcciones tienen una estructura homogénea, en el sentido de que sus líneas contribuyen por igual, con un bit, a generar el dato o la dirección que va a transferirse ocupando el bus completo. El bus de control, por el contrario, es heterogéneo y las líneas que lo forman tienen cada una un fin distinto, por lo que raramente se utilizan de manera simultánea. Algunas de dichas lineas son solamente de salida, otras únicamente de entrada y en raras ocasiones de entrada/salida.

A través de las líneas del bus de control el microprocesador comunicará al sistema si la dirección que está colocando en el bus de direcciones ha de ser enviada a la memoria o a un dispositivo de E/S o si lo que se quiere es efectuar una lectura o escritura.

Los dispositivos externos emplearán una cierta línea de este bus para comunicar al microprocesador que necesitan su atención, provocando una interrupción que, por ejemplo, recoja la última pulsación del teclado.

Anuncios

5 Respuestas a “Arquitectura del microprocesador: Buses (IV)

  1. Pingback:Arquitectura del microprocesador: El banco de registros. (III) « Mortuux

  2. Pingback:Arquitectura del microprocesador: Unidad aritmético-lógica (II) « Mortuux

  3. Pingback:Bitacoras.com

  4. Pingback:Trackback

  5. Pingback:Trackback

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: